Mi Kitsch Kitchen, Palma, 13 de Abril de 2016

Mis tonterías,

 

Marina Abramovic planea su funeral.

La artista desea enterrarse en tres ciudades distintas, Ámsterdam, Belgrado y Nueva York, y fabricar dos copias exactas de si misma para que nadie sepa donde se descompone la Marina real. Los invitados irán vestidos de colores chillones y un coro cantará la canción My Way.

Anoche, tras darle varias vueltas a la almohada tengo una idea conceptual algo DESTROYER:

 Morir es una decisión SÚPER difícil si eres una persona COOL.

Primero porque la naturaleza humana es indecisa, segundo porque nunca estás seguro de aterrizar en el cielo o el infierno y tercero porque no ayuda descubrir que existen tres paraísos posibles:

  1. El Paraíso de la Caza Eterna
  2. El Jardín del Edén
  3. y, el Paraíso del Inferno de Dante

¿Y Cómo se enfrenta una persona Trendy a una situación semejante? os preguntaréis.
Fácil, agarrando el toro por los cuernos y analizando el asunto con un encargado del Business.

13 04 2016.jpg

Y entonces, el tío me deja colgada…

¿Os lo podéis creer?

No queda más remedio que aplazar la elección del Paraíso Eterno y centrarse en el ENTIERRO.

A ver…

13-04-2016-01

 

WOW! Una empresa española ofrece un ataúd ecológico y biodegradable con un precioso diseño floreado que resulta bastante pintoresco, y otra holandesa la posibilidad de que mis cenizas se conviertan en cuatro diamantes azulados súper preciosos.

Entre nosotros,  Mi PartyBurial será una CHULADA; si consigo que el dios de google se desestrese, of course.

Separador 0000003

PD: ¿Poseéis un trastero, desván o cuarto familiar que no visitéis jamás? ¿A que esperáis? Visitadlo.

Igual encontráis un Rembrand, un Rivera, un Picasso, o vete tú a saber qué, un Caravaggio entre los trastos.

Porque eso mismo le ocurre a una familia de Toulouse en Francia, que se topa de casualidad con un Caravaggio en el trastero.

Las conclusiones del experto en arte Enric Turquin son irrefutables:

 Esta iluminación particular, esta energía típica de Caravaggio, sin correcciones, con mano segura y las materias pictóricas, hacen que este cuadro sea auténtico. 

 Usted ve cómo está hecha la pincelada, un copista o un artista mediocre no sabe hacerlo así. Y la forma como el artista realizó las uñas, con solo un toque de blanco, sin una corrección, sin volver sobre ello. Eso, es un maestro, alguien con autoridad y que no vuelve sobre lo que ha hecho.

 

Me da en la nariz que este experto no conoce la leyenda de Elmyr de Hory y su terrible venganza, la burla de un pintor con una magnífica técnica que decide reírse del Mercado del Arte que le margina.

Prometo contar la historia de Elmyr otro día, pero ahora, mientras se ponen de acuerdo los expertos en el Caravaggio, me sentaré a la sombra de aquel tamarell a leer un buen libro…

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

About María Julia Bennassar

Hola! Soy María Julia, Una arquitecta técnica a la que le gusta el ARTE y escribir; suena raro, lo sé

Category

Trivialidades

Tags

,