Mi Kitsch Kitchen, un lugar del planeta, 1 de julio de 2016

Mis tonterías,

¿Qué puede escribir sobre El  BOSCO una persona humana que otros no hayan escrito antes?
Absolutamente NADA.

A no ser que la persona humana escriba un tratado integral, objetivo y ordenado del precio de las entradas a las exposiciones temporales y recuerde a los despistados que en el Prado está PROHIBIDO hacerse selfis con las obras de arte.
Prohibición muy lógica porque los jodidos Millennials siempre olvidan que el flash puede desconectarse.
Què voleu que us digui! En este extraño mundo moderno pagan los justos por los pecadores.

En cambio debo agradecer a la entrada súper cara el libre acceso al Museo del Prado con el anexo a los Jerónimos incluido.

Un libre albedrio que reconozco es maravilloso pero que quería evitar comprando la entrada reducida pero que una señorita de la taquilla me explica que la reducida la utilizan mayormente para otra cosa diferente al Bosco y su obra.

De todas formas como persona humana y sensata  sé que recorrer el museo en un día es una tarea imposible, a la par que des-aconsejable.
Comprenderéis ahora que es lógico activar un periscopio en modo búsqueda para intentar rentabilizar la entrada súper cara y pasar un día en el Prado sin recurrir a los clásicos de siempre.

y ¡voilà! en la primera planta del anexo a los Jerónimos localizo un cartel fascinante que atrae mi atención plena (lo que viene a ser en lenguaje VULGARIS un Mindfulness.)
COPIADO POR EL SOL, una muestra de TALBOTIPOS.
¡Ojo!¡ Qué no cunda el pánico entre vosotros! Porque hasta el lunes pasado al escuchar mi oído derecho pronunciar la palabra TALBOTIPO el cerebro ordenaba transformar a mi cara en una copia exacta a la que ponéis vosotros ahora mismo.

Los talbotipos son un ingenio algo simpático de los vecinos del Brexit, y la primera técnica fotográfica que reproduce varias copias de un negativo.
El invento no acaba de funcionar pero es un magnífico avance para las personas humanas porque lo fabrican a mitad del siglo XIX, y eso, queridos míos, significa que es la leche.

IMG_4758

Es obvio que los experimentos fallidos de las cosas novedosas transportan una historia fascinante.
Y la historia fascinante de los talbotipos del Prado la descubro mientras me pelo de frío en una sala helada a menos de 19 grados centígrados, y gracias al amigo vigilante de la sala que me chiva por lo bajini donde dirigir los pasos para apuntar mi nombre en una lista secreta llamada ” intinerarios muy chulos”.

Así que, me voy a comer y regreso al museo más tarde para acabar de agarrar la pulmonía y realizar un paseo didáctico con la guía del Prado.
¡Un  CHOLLO!

Join the conversation! 2 Comments

  1. Fue un placer orientarte y ayudarte en lo que se pudo. Soy el feo del vigilante de esa sala tan calurosa

    Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

About María Julia Bennassar

Hola! Soy María Julia, Una arquitecta técnica a la que le gusta el ARTE y escribir; suena raro, lo sé

Category

Arte

Tags