MI KITSCH KITCHEN, Palma, 1 de febrero de 2018

Mis tonterías,

–¡Colegas!–, exclama el editor esta mañana mientras prepara una cafetera–, en mi opinión, los pilares fundamentales de la sociedad del siglo XXI son los premios Turner, el complejo megalítico de Stonehenge, el fútbol y las novelas de Barbara Cartland.

–¡Ostras!–, exclama José Luis cortando una naranja de Sa Pobla–, ¿te refieres al premio que concedieron a Tracy Emin, ” la artista sin pajolera idea de dibujar”, la cama desecha con las sábanas sucias rodeada de botellas de alcohol vacías, condones, tampones y bragas manchadas de sangre?

–¡Rayos y centellas!–, exclama el escritor torturado abriendo un yogur natural sin azúcar-, en el mundo de la literatura creativa nada ha vuelto a ser lo mismo desde que murió la abuela de Lady Di…

–¡Hostias!–, exclama el exorcista mientras remueve la leche de la taza con una cuchara sopera–, ¿otra vez vamos a escribir sobre los alienígenas y John Podesta, el asesor de Clinton convencido de que los extraterrestres viven en adosados, veranean en las playas de Muro y compran en el Lidl?

–Amigos míos, cuando el Brexit sea definitivo, ¿cómo narices vamos a sobrevivir los humanos?–, pregunta la jefa cogiendo una palmera de chocolate negro de la bolsa–,¿es que nadie se da cuenta de que se aproxima el Apocalipsis?

img_9456

Butterflies and household gloss an canvas. Obra perteneciente a la serie Beatificación, 2008-Damien Hirst

Uno de los artistas más criticados y admirados del mundo es Damien Hirst. El representante más importante de los Young British Artist, el grupo de artistas que apareció en Londres en los años 90 de la mano del artehólico inglés Charles Saatchi, el propietario de la Saatchi Gallery de Londres. El colega que en los 80 dirigía la empresa de publicidad más grande del mundo.

Charles Saatchi inventó el movimiento artístico “shock art” y fue el descubridor de Damian Hirst, un colega que se encuentra entre la provocación y la fiesta, al cual localizó en una exposición de artistas jóvenes cuando adquirió su obra “Mil años”, una caja transparente y superenorme llena de gusanos y moscas revoloteando sobre una cabeza de vaca sangrante. Pero, colega, eso solo fue el principio, porque más tarde, le apoyó económicamente para diseñar “La imposibilidad física de la muerte en la mente de alguien vivo”, un tiburón blanco australiano, de casi cinco metros de longitud, suspendido en un tanque transparente lleno de formaldehído.

Fue una pena que la pasión destructiva de esos dos finalizara como el rosario de la aurora en 2003 porque desde entonces nada ha vuelto a ser lo mismo en el mundo artístico de la taxidermia…

img_9457

Detalle de la obra Butterflies and household gloss an canvas de la serie Beatificación, 2008-Damien Hirst

Querido lector,

Es un hecho irrefutable que los críticos de arte no tienen criterio. ¡Ojo! ¡Que nadie se ponga nervioso ni se sienta ofendido! Esta no es una crítica peyorativa, ni siquiera es una crítica, es solo un hecho irrefutable.

Me explico, gracias a la modernidad, el siglo XX inventó mogollón de -ismos como el cubismo, fauvismo, expresionismo, constructivismo, suprematismo, alogismo, dadaísmo…colega ¿no es para volverse loco? Porque no hubo forma de que un movimiento artístico durara más de diez años, y reconocerás que si un estilo no dura lo suficiente para establecer los cánones ¿Cómo narices puedes dar forma a un criterio?.

Lo siento mogollón, pero los críticos de arte desaparecieron hace mucho tiempo, se fueron al otro barrio, pasaron a mejor vida, estiraron la pata, espicharon, bye-bye y dijeron adiós muy buenas. Algo que, por otro lado, le vino de perlas al mercado del arte; porque sin reglas para crear y diseñar el canon solo necesitas alcanzar unos precios determinados para vender ¿No es fantástico?

Tranquilo, que el arte sobrevive siempre, y si no recuerda que sin reforma no hubo contrarreforma. Además, estoy superseguro de que en el futuro más cercano seremos capaces de colorear de rosa fucsia los anillos de Saturno, pintar de naranja y magenta las lunas de Júpiter y embadurnar de purpurina malva y amarilla el cometa Halley cuando se acerque a la tierra rozándola. La ciencia y la tecnología ya están superpreparadas para diseñar El Arte Cósmico, colega, ¿no te molaría pintar las estrellas?

Separador 0000003

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

About achamhellman

Descubriendo el Mundo de nuevo, tras un largo descanso

Category

Trivialidades

Tags

,